Spanish Catalan English French German Italian Portuguese

Rutas SL.V-17 — Senda de la Mare de Déu — Camí de la Costa

«Sal­imos del pueblo por la calle Con­cha Piquer, por encima del polide­portivo y por debajo del depósito de agua. Hay un panel y poster indi­cadores en la entrada del Camí de la Costa que tomamos; a 150 m dis­fru­ta­mos de una vista espec­tac­u­lar del pan­tano de Tous y del Assut de Escalona. La senda asciende suave­mente por la umbria del bar­ranc del Llop en una de las zonas fore­stales más impor­tantes del tér­mino; la senda se con­vierte en camino empe­drado, que asciende entre el bosque; con suerte podemos admi­rar algu­nas cabras mon­te­ses que recor­ren los cin­g­los del bar­ranco y águilas que vue­lan sobre nosotros.

senda SLV-17Un poste indi­cador nos mues­tra un desvío a la derecha que con­duce a la «font de Bar­tolo». Si con­tin­u­amos el camino mar­cado, lleg­amos a la pista fore­stal: «Camí de la Ceja» (304 mts.) en la zona más alta del itin­er­ario, donde ten­emos otro poste señal­izador. Nos dirigi­mos a la izquierda sigu­iendo este ancho camino que es tam­bién via pecuaria; extensa panorámica con sus cul­tivos de secano. En primer tér­mino, la Canal de Navar­rés, y más al fondo el macizo del Caroig. Ya de regreso comen­zamos a bajar por la senda de la Mare de Deu en el bar­ranco de la Tosca; un poco más abajo lleg­amos por un pequeño bosque de pinos a la «fuente de la Tosca», sin agua disponible gran parte del año. De aquí regre­samos a Sumacàrcer pasando por una calera restau­rada y entramos en el pueblo por la Avenida del Oeste.»

Este relato será el que quede impreg­nado en nues­tras reti­nas después de haber recor­rido la ruta de la «Mare de Déu». Com­pruébalo por tí mismo y recorre las rutas restantes. Las sendas están bien mar­cadas, con una señal­ización recien actu­al­izada. A con­tin­uación te mostramos las fichas téc­ni­cas de las rutas existentes.

Rutas SL.V-17.1 — Senda ombría del castell

Este sendero tran­scurre por la umbría de este pun­tal, en la parte supe­rior del cual está situ­ado el Castillo de «Pen­yarroja»; es un trayecto prác­ti­ca­mente rec­tilí­neo, para­lelo al tran­scurso del bar­ranco de «Anton Rius».

A la izquierda del sendero, quedan los acan­ti­la­dos que for­man las mural­las nat­u­rales del castillo. Y a los veinte min­u­tos del camino entramos en un pinar en donde acaba la muela de roca de estas últi­mas estriba­ciones, y se estrecha hasta el punto en que la erosión ha cal­ado de tal forma en la roca que ha grabado en ella unas for­mas muy capri­chosas, buen ejem­plo de ello es un arco de roca, situ­ado al final, lla­mado «león de piedra».

El sendero deja de ser estre­cho para con­ver­tirse en camino fore­stal, es la etapa final del trayecto, a pocos min­u­tos de aden­trarse en el bosque. Hacia la derecha y a tan solo diez min­u­tos está la car­retera de Sumacàrcer a Navar­rés que puede servir para hacer el camino de vuelta, ya que veríamos des de una per­spec­tiva opuesta el recor­rido hecho por el sendero y las for­ma­ciones geológ­i­cas con los restos del castillo en la parte supe­rior, además de poder beber en la «Fuente de la Teula». Desde la fuente nace otro sendero que nos deja en la entrada del pueblo, lugar desde donde hemos empezado el recor­rido. La fuente de la Teja fue vis­i­tada por Caban­il­las cuando estuvo en Sumacàrcer en su viaje por el Reino de Valen­cia, es un buen lugar para des­cansar, con bas­tante som­bra y buen punto para obser­var las cabras salvajes.

Senda Vedà

Senda Vedà i Ombria del CastellEste sendero es com­pli­cado respecto su local­ización, pero como esta indi­cado, nos situ­amos a un kilómetro de la entrada a Sumacàrcer.

Una vez en el sendero, esta­mos bajo la cueva de la Senda Vedà, yacimiento arque­ológico de la época Mag­dale­niense en el Pale­olítico Supe­rior, donde se han encon­trado restos arque­ológi­cos. El acceso a la misma es com­pli­cado, tanto por la gran pen­di­ente, como por la veg­etación que difi­culta el cam­i­nar. En este lugar podemos dis­fru­tar del paisaje abierto de gran parte de la Rib­era, con el monte Mon­du­ber de fondo y las pobla­ciones más cer­canas de la comarca. Tam­bién en este itin­er­ario vemos hornos de cal.

El resto del sendero tran­scurre entre pinos, y el final del sendero es el camino del «Ban­cal Roig», que nos deja a pocos met­ros de la senda del Castillo, que podemos coger para ini­ciar el regreso.

Rutas SL.V-17.2 — El murteral y el pun­tal de morico

Rutas SL.V-17.2 - El murteral i el puntal de morico

Para comen­zar esta ruta nos desplazare­mos hasta el final del camí de l’esgoletja donde final­izan los cam­pos de naran­jos, allí coje­r­e­mos una senda en direc­ción a la presa. Esta senda bor­dea la loma final del bar­ranco del murteral. A con­tin­uación nos aden­tramos en el pro­pio bar­ranco y ascen­di­endo a media altura nos vemos inmer­sos en un fron­doso bosque mediter­rá­neo. Así lle­gare­mos hasta la cueva del Picante (un antiguo refu­gio de pas­tores), desde allí ascen­der­e­mos hacia la izquierda hasta empal­mar con un camino más ancho, ya en lo alto de la loma, con­tin­uare­mos hasta enlazar con el camino de la Ceja donde cam­inare­mos en direc­ción sur hasta localizar el sigu­iente poste indi­cador hacía el cor­ral del Bufante. Con­tin­uare­mos en direc­ción este hasta alcan­zar el final de la loma entre el bar­ranco de la Cueva Balde (a la izquierda) y el bar­ranco de Antón (a la derecha) donde divis­are­mos la presa y el valle sur­cado por el rio Júcar.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to Twitter
Volver